Comentarios de padres

Comentarios de Europa

Se han reunido los comentarios de los padres sobre los beneficios de Anapana y las respuestas han sido positivas, especialmente en tratar los problemas, mejoras en el comportamiento, menos agresividad y menos televisión. Los niños dicen que usan Anapana antes de los exámenes y en situaciones de estrés. Una madre dijo que la actitud de su hijo adolescente había cambiado completamente después de asistir a un curso. La alienación que había existido antes fue sustituida por respeto e intimidad a través de una comprensión de lo que su madre hacía en el centro. Pero más que eso, el joven experimentó grandes cambios para mejor en su propio carácter como resultado de su práctica, cambios que le costó describir. Son estos beneficios profundos que hacen tan importantes los cursos para jóvenes.


Niños en un centro de Vipassana en el Reino Unido

Comentarios de padres en Myanmar

Los padres de un adolescente que había asistido a un curso en el Centro de Meditación Dhamma Joti en Yangon expresaron su alegría y placer “Hemos observado a los niños practicando Anapana-Sati en la Sala de Meditación. ¡Era algo hermoso! A los adolescentes les gusta visitar los salones de té con sus amigos, imitando a algunos adultos. Pierden su tiempo holgazaneando y quizá caigan en la tentación de fumar o usar las drogas. Nuestro hijo ha podido evitar este camino peligroso. Los cursos de Anapana-sati ayudan a los jóvenes a evitar el camino equivocado y a convertirse en personas más responsables. Nos gustaría ver más cursos en todo el país.”


Período de trabajo creativo en Dhamma Joti en Yangon

Hnet-aw-san en Myanmar es un centro de formación para jóvenes que están cumpliendo sentencia por distintos delitos criminales. Se envían a jóvenes de otros centros de formación del Ministerio de la Seguridad Social a Hent-aw-san cuando resultan difíciles de controlar o cuando cumplen 18 años. Un profesor de Hnet-aw-san dijo “Vemos claramente la diferencia. Los jóvenes del Centro de Formación Kaba Aye que han asisitido a los curso de Anapana-sati son más fáciles de controlar y más educados que los jóvenes de Hnet-aw-sna que no han tenido la oportunidad de asistir al curso. Estoy contento de que los jóvenes de Hnet-aw-san tengan la oportunidad de asistir al curso y obtener los mismos beneficios. Esperamos que los jóvenes se conviertan en ciudadanos buenos y responsables en el futuro. El curso seguramente les ayudará”.

Se han realizado dos cursos para niños en la ciudad de Oak-Pho en Myanmar a los que asistieron los niños del colegio público. Los profesores comentaron “Los niños son más atentos y listos. Sus estudios y otras actividades han mejorado. Han cambiado para mejor. Su carácter ha cambiado en una dirección positiva. Se tendrían que organizar cursos de Anapana-sati con más regularidad”. Ahora hay un grupo para niños cada domingo en Oak-Pho.


Curso en un centro alquilado en Myanmar

La sonrisa avergonzada de un padre

Mi hija pequeña que tiene 8 años ha asistido a un curso de un día de Anapana para niños. Un día yo estaba gritando rabiosamente y abusando verbalmente sobre algo que no me gustaba. Me hija vino corriendo y me dijo “¡Pa Pa Gyi! Por favor no digas palabras abusivas. Son desagradables y te hacen daño – me lo ha dicho mi profesor en el curso de meditación. Y también Goenkaji ha dicho “Si viene alguien y te insulta ¿te gustaría? ¡Claro que no! Entonces no debes insultar y gritar a los demás.” Por favor Pa Pa Gyi no grites e insultes porque a los demás no les gusta.”

Me quedé sorprendido y pensé “Mi hija pequeña sabe la enseñanza del bien y del mal. ¡Que hermoso! Con una sonrisa algo avergonzada mezclada con alegría le dije: “¡Vale! Seguiré tus consejos porque tienes razón. En el futuro no gritaré ni insultaré” pensé que tendría que tener cuidado y que debería sentir vergüenza de mi mismo. Sonreí.

El padre de un niño era consumidor habitual de alcohol. Su tío llevo al niño a un curso para niños de un día en Dhamma Joti en Yangon. Después de las instrucciones de Goenkaji los niños tuvieron tres sesiones de comprobación donde discutieron las cualidades de las personas nobles y su camino, moralidad y conciencia de la respiración. Practicaron la meditación y el curso terminó con la práctica de compartir la compasión amorosa por la tarde.

Cuando llegó a casa se acercó tímidamente a su padre y le dijo “Padre, hoy hemos practicado Anapana-sati y conducta moral. En las clases aprendimos que es dañino tomar alcohol y drogas. Si tomamos alcohol y drogas nos convertimos en el esclavo del alcohol y las drogas y no podemos seguir los demás preceptos morales. No es sano y podemos sufrir la enfermedad y morir jóvenes. Nos han dicho nuestros profesores que la mejor manera de dar las gracias a nuestros padres es ayudándoles a vivir una vida sana. Por favor no tomes alcohol”.

Su padre se quedó alucinado pero encantando con el pensamiento de que su hijo tenía una posición más alta en la moralidad y la sabiduría que él mismo.

“¡No tomaré más alcohol – lo prometo! Tu madre no lo aprueba y a las personas nobles no les gusta”.


Grupo de discusión para niños en Myanmar

Una madre expresó su felicidad y sorpresa al ver el cambio en el comportamiento de su hijo después de asistir a un curso para niños en Dhamma Noti, Yangon. Su hijo asistió a un curso de Anapana-sati de un día a la edad de 9 años. Fue una grata sorpresa verle practicando meditación cada día. También observó que su comportamiento hacía los demás se volvió más educado y era más atento en sus estudios. Comentó que a esa edad, ella no tenía tiempo de practicar Anapana-sati y que no había nunca asistió a un curso de meditación hasta el día de hoy. En sus palabras:“Estoy muy impresionada por los cambios positivos en mi hijo y estoy motivada para asistir a un curso de meditación de 10 días“

Volver al inicio

Padres

Traducciones

English
Français
한국어
Polski
Português
Pусский

Más información

Por favor visita www.dhamma.org/es